A objeto peculiar de madeira lo decubrí Vindolanda (Reino Unido) es un fuerte romano del siglo II podría haber sido usado como objeto sexual para los romanos tiene 2.000 años. Cuando el elemento de 160 mm fue santificado es 1992si pensaba que estaba siendo tratado por uno herramienta para zurcirse lo debo a que se encuentra junto a múltiplos zapatos, accesorios de vestir y otras artesanías.

Otra teoría era que era un objeto de Buena suerteya que en el imperial romana allí era frecuente representación de la falsedad como resultado de la creencia común de que servirian como protección contra la mala suerte. Sin ir más lejos, las mismas ruinas de Pompeya abundan las representaciones de miembros masculinos viriles: fachadas, suelos, mosaicos, puertas…

Sin embargo, un estudiar hecho para el Universidad de Cambridge determinó que es el cebadores de ejemplo de una hoguera de madeira de la época romana (ayudado por el resto del cuerpo) que se encontró con un nivel mundial.

Un uso ambiguo

En el artículo en cuestión, publicado en la revista ‘Antigüedades‘ para arqueólogos Rob Collins y Rob Sandsdetermina que el artículo puede tener tres usos posibles.

La primera hipótesis, y más plausible, sugiere que se trataría de un objeto sexual, debido a esos extremos deste son mas suaves que el resto de la figura, hecho que demuestra que fue utilizada desde forma repetida de vez en cuando por un tiempo.

Como segunda opción se podría utilizar tal cual mortero para alimentos, cosméticos o tratamientos medicinales. Por último, compruebe si puede utilizar la función de Hoguera de la Suerte, que está en una posición para que la gente que pasa lo toque para protegerse.

noticias de relación

Sin embargo, esta última opción es lo que parece menos probable ya que, como era así, estaría peor conservado para ponerlo en el exterior de un edificio de importancia.

Además, en otro articulo publicado por el Universidad de Newcastle (Reino Unido) Sobre esta investigación mística, Collins agregó que el eco de lo que el objeto es alto como para parecer muy duda sobre su uso. «No podemos estar seguros de su uso, a diferencia de la mayoría de otros objetos físicos que tienen un uso simbólico de esta forma para una función clara, como un amuleto de la buena suerte, sabemos que los antiguos romanos y grises usaban implementar los sexos ; este objeto de Vindolanda podría ser un ejemplo de uno”, concluyó.