Un reportaje del programa Cuarto Poder reveló el pasado domingo que 111 fusiles Galil 5.56 fueron manipulados y retirados componentes originales y reemplazados por componentes falsos. Así se descubrió el 11 de enero de 2021, cuando el entonces comandante del EP Zanoni Durand ingresó como nuevo jefe del Batallón de Material de Guerra 512.

Durand reemplazó al comandante del PE, Ricardo Jaramillo, quien entregó el cargo sin avisar sobre nuevos desarrollos en estas armas de fuego. Sin embargo, Durand detectó que los 111 fusiles habían sido desmembrados y sus piezas originales reemplazadas por modelos.

MIRA: Premier: Fuerzas Armadas intervendrán en Pataz

Así se lo notificó al General de Brigada, Mario Chávez Cesta, hermano del actual Ministro de Defensa, Jorge Chávez Cresta, quien simplemente ordenó sancionar al Comandante Jaramillo con 8 días de arresto simple porque no denunció este grave hecho, pero el imputado apeló y se le redujo la sanción.

Llama la atención que el 5 de noviembre de 2021, a 10 meses de descubierto el hecho, el General EP Mario Chávez solicita que las armas sean decomisadas mediante el método de destrucción, sin tomar en cuenta que estaba eliminando las pruebas de la denuncia. El general EP Víctor Huertas, subinspector del Ejército, indicó en el informe que esta medida no se concretó.

Fue recién el 17 de enero de 2024 que el Ejército denunció ante el Juzgado Militar la canibalización de este armamento, incluyendo en la denuncia al oficial Durando, quien fue quien se percató y notificó lo sucedido a sus superiores, a pesar de que fue pasado. pasando al retiro en 2023 para renovación, mientras Ricardo Jaramillo continúa trabajando en el Ejército.

El Ejército anuncia medidas disciplinarias

Tras el informe emitido por Cuarto Poder, la institución militar indicó que este hecho se debe a lo detectado en el reemplazo entre dos Comandantes de la Unidad correspondiente al año 2021, y sobre el cual se tomaron medidas administrativas y disciplinarias.

“En el año 2023, la Fiscalía General del Ejército determinó que durante la investigación realizada en su momento (AF 2021) se incurrió en supuestas controversias técnico-jurídicas en su formulación y análisis, por lo que fue puesto en conocimiento de la Policía Militar. Fiscalía, donde actualmente se investigan estos graves hechos”, indican en el comunicado emitido en sus redes sociales.

Por otro lado, también se refirieron a la presunta venta de combustible por parte de militares del Batallón 505 de la Policía Militar, la cual se encuentra bajo investigación a través del Sistema de Inspección.

VÍDEO RECOMENDADO