El Ministerio de Justicia dictó una medida cautelar suspendiendo temporalmente al fiscal general del Estado, Daniel Soria Luján, mientras dure el proceso sancionatorio en su contra, por no acumular la experiencia requerida para el cargo.

La resolución de la comisión ad hoc señala que la persona sancionada queda eximida de la obligación de asistir al lugar de trabajo y prestar servicio en cualquier tipo de trabajo. La medida se tomó tras la recomendación de la Secretaría Técnica de los Órganos Instructores del Procedimiento Administrativo Disciplinario.

El año pasado, Soria fue removido de su cargo luego de que el Órgano de Control Institucional (OCI) de la Contraloría adscrita al Ministerio de Justicia señalara que el funcionario ahora suspendido no cumplía con los requisitos establecidos cuando fue designado para el cargo durante el gobierno de Martín Vizcarra al presentar únicamente un certificado como asesor de la Defensoría del Pueblo. Anteriormente, Soria había denunciado al entonces presidente Pedro Castillo por el caso Puente Tarata.

Debido a este nombramiento, hace unas semanas la fiscal general, Patricia Benavides, denunció constitucionalmente a Vizcara y a la exministra de Justicia Ana Revilla, señalando que el nombramiento fue irregular y no cumplió con los requisitos.